Archivo de la categoría: Críticas de CDs

Refinando lo acústico con lo eléctrico

Acoustic Alchemy - Roseland
Acoustic Alchemy

Roseland” (Heads Up, 2011)

Los británicos Acoustic Alchemy tienen 25 años dedicado a la música desde su primer disco. Han habido cambios incluyendo el fallecimiento de uno de sus integrantes. Y lo musical también ha incursionado hacia otros colores musicales. Donde siempre han merodeado es en el renglón del jazz contemporáneo o jazz descafeinado. O más bien para otros, se mueven en esos confines de música instrumental proclive a caer como música de fondo.

Las críticas son validas y no lejos de la verdad, pero conceptualizar su oferta alrededor de la guitarra acústica le ha dejado dividendos. Acoustic Alchemy logra llevar la guitarra acústica a otro esfera del gusto y aceptación. Y las produciones, además, son implecables, adquiriendo un sonido filoso y cristalino. En “Roseland”, la guitarra acústica se contrapone a la eléctrica, y una amplia sección de metales adorna y afila el sonido. Encima, todo navega sobre un repertorio original como “Templemeads” que exhibe fachada de balada rock, no solo elocuente con la electricidad de la guitarra sino palpable con la batería,no si antes tener una apertura serena y tierna.

El teclado Hammond ejecutado por Ricky Peterson se lía con la guitarra acustica de Greg Carmichael en “Marrakesh” con intrigante contraste. Un bajo ondulante crea suspenso y anticipación en “Marcus” con la guitarra eléctrica de Miles Gilderdale creando contrapeso. “Roseland” exhibe refinamiento y variedad con momentos mecánicos y frios pero escapa de ser una eterna bostezada.

Colombia engalana la música llanera

¡Cimarrón! - Joropo Music from the Plains of Colombia
Cimarrón

¡Cimarrón! Joropo Music from the Plains of Colombia (Smithsonian Folkways Records SFW40557, 2011)

Si las fuerzas vivas de la Música del Mundo son una realidad no lo es por las simples fuerzas del mercado. El mismo no garantiza la preservación de la diversidad cultural. Al contrario, el mercado discográfico comercial se acomoda a lanzar “productos “para un consumo mayor a expensas de la autenticidad. Ni le interesa la preservación de la autenticidad ni el patrimonio musical de ninguna nación. El trabajo de entidades públicas con otras entidades privadas celosas de estos bienes garantiza un flujo equilibrado. Aquí entra en juego el Museo Smithsonian, quines estimulan lo local con su encanto global. Lo pequeño puede ser grande. Es el cúmulo de todos esos breves universos lo que nos hace únicos.

Cimarrón trae el encanto de la música llanera hecha en Colombia. Liderados por Carlos Rojas Hernández y un puñado de jovenes apenas en sus veinte años, la música llanera tiene en Colombia otra gran exponente. Toda esa frontera que colinda con Venezuela abraza este género con sobrada autoridad. El verso improvisado, el arpa tensando el amor a la tierra, al ganado, a la naturaleza, Cimarrón sabe a tierra.

Boleros retomados con imaginación

Miguel Zenón - Alma Adentro: The Puerto Rican Songbook
Miguel Zenón

Alma Adentro: The Puerto Rican Songbook” (Marsalis Music, 2011)

Habiendo explorado otras facetas de la música popular puertorriqueña en trabajos como “Esta Plena” y “Jíbaro”, Zenón se lanza a visitar otra faceta de la nación: la canción popular. Es por lo tanto el cancionero puertorriqueno , de hecho latinoamericano , por supuesto, la parada obligada. Son Pedro Flores, Tite Curet, Rafael Hernández, Bobby Capo y Silvia Rexach los compositores que reciben nuevas lectura.

El reputado saxofonista Miguel Zenón trata de encumbrar ese selecto repertorio de en otra altar del gusto. A partir de esas melodías conocidas, Zenón y Guillermo Klein en los arreglos orquestales de los vientos , tratan de construir un hilo narrativo sugerente y novedoso alejandose de esas melodias –demarcandose por e otros territorips , y regresando a ellas para recordarle al oyente la familiaridad de las canciones. Y en eso se convierten los estándares para los cultivadores del jazz: en un punto de partida o de reunión para otras exploraciones.

Miguel contrapone su terna de músicos (Perdomo, piano, Cole, bacteria y Glawischnig,bajo ) a los diez musicos conducidos por el argentino Klein como telón de fondo. Asi, “Incomprendido” carga un marcado lirismo propio de la música clásica, el tono urgente de “Juguete” se hace latente mientras “Alma adentro” bulle vibrante y de erecta postura con Henry Cole contudente y compacto en la batería.

Estos temas cobran nueva vida con ese soplo cálido y tan particular del saxofón alto de Zenón, quien en tan poco tiempo ha labrado su timbre, su voz, su particularidad.

Voces de desplazados, voces de esperanzas

The Creole Choir of Cuba - Tande-La
The Creole Choir of Cuba

Tande-La (Real World, 2010), editado en 2011 en Norteamérica

Diez camagueyanos yuxtaponen sus voces para reconstruir los sinsabores y las alegrías de la diáspora africana en las Américas. Seis voces femeninas y cuatro masculinas constituyen el Coro Criollo de Cuba [también conocido como Grupo Desandann en Cuba]. Cubanos de origen haitiano, desplazado una vez más de su tierra de origen, arrancados de su Africa ancestral siglos atrás.

El Coro Criollo de Cuba resume en sus cantos ansias de libertad –su sufrido Haití presa de la dictaduras Duvalieristas- en la primera entrada titulada “Eckem Chanté” (Escuchennos), cantado en criollo (kreyol) haitiano. Aunque el repertorio se apoya basicamente en puras voces, los temas gozan de instrumentación adicional como en el caso de “Se lavi”, que con fondo de bajo y percusión narra la historia de un pordiosero olvidado de la calle.

En ese mismo orden camina “La Mal De travay”, con el sonido de los cueros y la referencia religiosa de vudú. “Dulce embelezo”, la canción de Miguel Matamoros, es la única pieza interpretada en español. El disco Tande-La y The Creole Choir of Cuba nos recordarán a los inigualables sudafricanos Ladysmith Black Mambazo y ya de por si eso es halagador.

Emisarios de la moderna tradición brasileña

Hamilton de Holanda & Yamandu Costa - Live
Yamandu Costa & Hamilton de Holanda

Live” (Adventure Music, 2011)

Barbosa-Lima, Laurindo Almeida, Villalobos, Guinga, Gismonti, los hermanos Assads y Marcus Tardelli son algunos nombres que surgen cuando un piensa en Brasil y la guitarra acústica. Y es inevitable desvincular a Jacob Do Bandolim de la mandolina brasileña y como el alma del choro brasileño.

Yamandu y Hamilton ya no hacen camino al andar. Son ya el camino. Su guitarra y mandolina , respectivamente, se adentra dentro un Brasil inmenso de posibilidades sonoras. Yamandu pisa los pasos de esos grandes guitarristas brasileños y Hamilton engrandece un instrumento como la mandolina que en su particularidad brasileña lleva el apodo de bandolím.

Grabado en San Paulo, en el 2008, “Live” es un testimonio de que la musica tradicional se puede engalanar con modernidad. Y esa musica auténtica y sin artifugios mercadológicos, no necesita de intermediarios cuando los actores son musicos de valía. El dueto, no está de más decirlo, nada en sus aguas. De entrada, su “Samba de Veio” es vorágine sambista inexplicable por la tanta expresividad de ambos guitarristas. Cuando Hamilton camina y pavimenta el camino con su paso, prepara el terreno para que la guitarra de siete cuerdas de Costa se desoborde en éxtasis.

No es el punto culminante de un repertorio de once piezas. Eso esta reservado para los casi diez minutos de “01 Byte 10 strings”, original de Hamilton. Ambos intercambian emociones encontradas, veloces, repentinas. Es una descarga chorista de cuertas a punto de arroparnos. Esa tradición chorista y la esencia de la música clásica fluyen maravillosamente por los dedos de estos dos virtuosos.

  • En Norteamérica: Live.
  • En Europa: Live.

Reconstruyendo la madeja ibérica

Amina Alaoui - Arco Iris
Amina Alaoui

Arco Iris ” (ECM, 2011)

El sello ECM bajo el mando del alemán Manfred Eicher trabaja de espaldas a las modas. La filosofía de ECM está volcada al descubrimiento, al buen gusto, a la exploración. Este disco de Amina se aferra a esa filosofía de sofisticación y desafío. Poeta, compositora y estudiosa de las tradiciones musicales de la península de Iberia, de toda Europa y de los países árabes, Amina se pone a la altura del proyecto con una música invocadora y llena de ingenio.

Voces, desde muy adentro, amarrando tradiciones tan intrínsecas de Portugal, España y Marruecos que parecen una. De esa manera, un fado y un flamenco al unísono se amarran tan naturalmente en la garganta de esta exuberante intérprete marroquí. Las canciones se nutren de muchas fuentes, algo persa se confunde con choro y la música clásica andaluza a flor de pie.

Poemas de Santa Teresa de Avila y del otrora rey de Sevilla Al Mutamid Ibn Abbad musicalizados. Un fado del pasado siglo de Antonio de Sousa Freitas y un texto tradicional “Las Morillas de Jaén” también reciben nuevos tratamientos. “Arcoiris es un encuentro de posibilidades.

La mística mediterránea recreando la vida misma. Un disco que desnuda el alma ibérica con violín, ud, guitarra, percusión menor. Es como si Amina regresara siglos atrás, a la España mora retratando maravillosamente esa época.

Compra el disco o descargas en MP3:

Sergent Garcia se va de cumbia-dub y salsamuffin

Sergent Garcia - Una y otra vez
Sergent Garcia

Una y otra vez” (Cumbancha Records, 2011)

Hoy, la bachata, con su baile peculiar y el reggaetón , con su evidente erotismo, repercuten en la juventud mientras la salsa y el merengue quedan rezagados. La salsa permanece estática y su vigencia está bajo la tutela de los mismos rostros. El merengue, por su parte, parece estancado, incapaz de mutar con mejores atractivos.

Sergent García, el francés, no viene a salvar los generos tropicales, pero inyecta algo de frescura al incorporar el reggae y sus ritmos cercanos como el ska y el ragamuffin a la salsa y a la cumbia. “Con una y otra vez”, esos géneros jamaicanos siguen latentes, pero llegan ataviados esta vez más de las influencias colombianas.

Es el mestizaje musical que a veces resulta certero y en otras ocasiones jalados de los pelos. Algunas funcionan, como el funky “Yo soy salsamuffin” y su sonido salsero. La canción “Chacun Son Combat” penetra en los confines de un son-rock con una guitarra eléctrica llamativa y el sargento García manejándose en su francés para terminar con unas trompetas mexicanizadas.

Más para la escucha que para el baile, el reggae “Ojos inocentes” se balancea con las mejores letras del disco y un dub penetrante. El disco se colombianiza en otras piezas de repertorio con las participación de integrantes de Bomba Estero, La 33 y la Mojarra.

Baterista reune a vocalistas estelares

Terri Lyne Carrington - The Mosaic Project
Terri Lyne Carrington

The Mosaic Project” (Concord Jazz, 2011)

La baterista Terri Lyne Carrington se lanza a un proyecto de gran envergadura. Reúne a importantes vocalistas e instrumentistas femeninas mientras bautiza la jornada con el nombre “The Mosaic Project”. Terri no exhibe musculosidad tras las baquetas ni disparar fuegos artificiales.

Está, por fortuna, para adornar con su acompañamiento, para enriquecer a las vocalizaciones de sus invitadas. El repertorio bebe de las habituales influencias de Terri: bebop, soul, funk y jazz. Algunas bajos el barniz de la música pop como “I got lost in his arms” donde Gretchen Parlatto se apodera de la vocalización y Gerri Allen adorna desde el teclado.

Terri tiene debilidad por el catálogo de Los Beatles y se adueña de la canción “Michelle” sumergiéndola , sin embargo, en la vena jazzística tradicional.

Otras toman cauces más serios y complejos como “Echo”, con la introducción de la activista por derechos civiles Angela Davis y la interpretación de Diane Reeves. “Echo” es un lamento de los negros americanos que pasan sus días bajos las rejas y su condición marginal en la sociedad americana. El sistema carcelario estadounidense tiene un alto número de presos afroamericanos.

Esperanza Spalding, Nona Hendryx, Sheila E., Casandra Wilson y otras tantas más desfilan por este proyecto.

Aurelio, el afro-pop del otro lado del mundo

Aurelio Martinez - Laru Beya
Aurelio

Laru Beya (Stonetree Records, 2011)

El mundo también celebra otros pulsos ritmicos, otros actores musicales alternativos. Aurelio celebra otra estética musical vía el país centroamericano de Honduras. Bajo un marco acústico, “Laru Beya” es una declaración musical interesante que tiene al reggae en el hilo narrativo junto a otros géneros. De eso no hay dudas mientras se coloca el disco compacto y empieza a irrumpir “Lubara wanwa”, con sombras de boleros para desembocar en un lento reggae.

En el fondo, el senegalense Yousou N’Dour y su inconfundible voz imprime una particularidad especial a la pieza. Aurelio con su guitarra al hombro busca el Africa en su cultura garífuna, de la cual proviene y el resultado es digno de elogio y de nuestra continua escucha.

“ Yuremei” , otro de un repertorio balanceado, se va por los caminos del ritmo punta hablando del orgullo garífuna. Igualmente, una trompeta peina en soplos circulares un tarareable “Laru Beya” (By the Beach) y la idea de un romance en la playa nos seduce. Y fue precisamente en la playa donde Aurelio grabó este disco en un estudio improvisado. Es esa frescura y espontaneidad los que suplen a “Laru Beya” de un sencillo glamour. Uno de los mejores del medio año transcurrido.

El disco es un tributo al fenecido Andy Palacios, figura protagonista de la cultura musical garifuna.

Compra Laru Beya:

La órbita acústica de Carmen Souza

Carmen Souza - Verdade
Carmen Souza

Verdade” (Galileo, 2008)

Aprovechando el lanzamiento de “Protegid”, el sello Galileo relanza “Verdade” cuya fecha original de lanzamiento fue 2008. “Verdade”, a diferencia de “Protegid”, es un disco más en la órbita acústica, más directo e intimista, siempre partiendo desde Cabo Verde como punto de partida, por supuesto. Es desde ahí donde Souza inicia su mestizaje musical, teniendo su voz y su creole como pilar. La portuguesa, hija de caboverdianos, siempre está al frente de las composiciones y hace alarde de una balanceada diversidad temática. Canta a la vida con entereza (Confiaca), celebra la naturaleza de Africa (Afrika) y tiende la mano de la esperanza a los desprotegidos (In’feso).

Dos canciones concitan atención. “S. Anton m’cre conche bo esteria”, una de ellos, solo tiene de tedioso el largo título. En ella la morna se adentra, la percusión simula un goteo y el piano al acecho bordea un espacio llamativo y pegadizo. En tanto que en “Levanta no bai”, los cueros de los batas (o una sonoridad parecida) dan la bienvenida.